Hasta que no pasan 10 días desde su nacimiento, un gato no es capaz de regular su temperatura. Por eso es imprescindible que en todo momento se encuentre junto a su madre. Ella le mantendrá caliente con el calor que desprende su cuerpo.

¿Y sabes quién cuida a sus gatos si debe salir a por comida? Te lo conté hace tiempo

Imagen tomada por Fubirai